Consejos para adelgazar aunque trabajemos sentados

Perder peso cuando trabajamos sentados 8 horas al día es algo bastante complicado. Incluso si estamos yendo a un dietista Madrid o cualquier otra gran ciudad que goce de la buena fama de sus expertos en nutrición y dietas.

Sin embargo, es posible adelgazar aunque pasemos tanto tiempo sentados y pegados a la pantalla del ordenador. Basta con aplicar una serie de consejos que te vamos a explicar a continuación.

Sube por las escaleras

Y no por las mecánicas, precisamente. Del mismo modo, evita utilizar el ascensor. Sólo vamos a hacer una excepción si vives en un 7º piso y llevas el carro de la compra lleno.

Piensa que es la manera más sencilla de moverte: cuando salgas del metro, oblígate a subir por las escaleras tradicionales.

Un poco de ejercicio al día

Unos 15-30 minutos de ejercicio al día es una cantidad bastante asequible de realizar. Por ejemplo, antes de entrar a la ducha sería lo ideal. Haz un poco de deporte mientras ves tu serie favorita o mientras escuchas música, y te pasará el tiempo volando.

Bebe mucha agua

Entre un litro y medio y dos litros de agua al día es lo ideal que deberías beber. La retención de líquidos es una causa de sobrepeso muy frecuente, sobre todo, para las personas que llevan una vida sedentaria. Y la mejor manera de perder esos líquidos es bebiendo mucha agua, así que coloca una botella llena en tu escritorio y asegúrate de terminarla cada día.

Rechaza la máquina de snacks

Nada de sacarte un tentempié en la clásica máquina de la oficina. Si necesitas snacks para pasar el gusanillo, compra manzanas, almendras y otro tipo de alimentos saludables que puedas traer de casa y dejar en tu escritorio. De este modo, además, estarás ahorrando dinero.

La proteína puede ser la clave

Para desayunar, lo ideal es un bocadillo de pechuga de pavo o jamón cocido con un café con leche. Para comer, intenta llevar, la mayoría de días de la semana, pescado o carne con verduras, y limitar a uno o dos días a la semana la ingesta de pasta y legumbres. La proteína ayuda a quemar calorías, por lo que no dejes que falte en tu dieta.

Con estos consejos, seguro que conseguirás acabar con esos kilos de más.